> Asegura tu moto con nosotros al mejor precio ¡Compruébalo!

Y es que sobre la base del RX-7 Corsair, Arai propone el casco técnicamente más avanzado y costoso del universo motociclístico. De hecho sólo lo fabrica bajo pedido y lo sirve en no menos de ocho semanas. Y lógicamente os preguntaréis ¿qué tiene o de qué está hecho este casco para tener semejante precio?

Pues como su nombre indica, toda su estructura exterior o calota está fabricada a base fibra de carbono de la mejor calidad y cuenta con un grosor de al menos once capas colocadas cuidadosamente, ya que un operario altamente cualificado emplea un día entero en hacer una sola calota de estas.
casco-ducati-corse-carbon-arai
Parece ser que los ingenieros de Arai han dado con una mezcla ideal de materiales para este casco que se compone fibra de carbono como la usada en los aviones y mezclada con las fibras propias de Arai y Zylon que es una fibra sintética de altas prestaciones que se fabrica en Japón. Esto lo hace extremadamente ligero pero no se ha facilitado la cifra de peso oficial. Una lástima porque debe estar en torno a un kilogramo como máximo.

Lo que ha hecho Arai con este casco es usar el RX-7 Corsair para crear un modelo inspirado en el GP-6 RC Carbon destinado al Mundial de Fórmula 1. El piloto disfruta de una visión periférica superior gracias ya que la abertura cuenta con 10 mm más de anchura. También es más grande el dipositivo para abrir y cerrar la calota en un intento de facilitar la operación con los guantes puestos.

Tanto el interior como los canales de ventilación y deflectores, tienen la misión de aislar a la perfección de los ruidos, favorecer el confort y minimizar las turbulencias, incrementando la estabilidad el casco a alta velocidad. De hecho el deflector trasero cuenta con regulación en cinco posiciones para gestionar de forma eficiente la corriente de aire. Todo el sistema de ventiación se ha mejorado para ser aún más eficaz en cuanto a la rapidez y la cantidad de aire capaz de evacuar.
Cuesta 3.799 €, sólo se fabrica bajo pedido y tarda en servirse al menos dos meses. Un operario tarda un día entero sólo en fabricar la calota de fibra de carbono


Y el interior del casco está dotado de la última generación del tejido Dry Cool y se sirve en un nuevo color gris. Por supuesto cuenta con el sistema de extracción de emergencia para las almohadillas de los carrillos. Y las que están en la base del cuello, aparte de ser también desmontables, cuentan con unos canales de ventilación para evacuar el calor.

Todo esto hace del casco fabricado por Arai y vendido por Ducati, el más caro y sofisticado del mercado, destinado a clientela muy acaudalada y con ganas de llevar en la cabeza la tecnología más avanzada que se puede encontrar en MotoGP.
casco-ducati-corse-carbon-arai 2