El Atlantis seguirá ofreciéndose con el motor de 125 centímetros cúbicos como opción para conductores con carné de coche, y también en esta versión se incorporan las novedades que afectan al conjunto: nuevo asiento, reposapies rediseñados, parabrisas más envolvente, nuevo tratamiento superficial de los plásticos e instrumentación con nueva decoración.

No son grandes cambios pero todos contribuyen a incrementar la comodidad y funcionalidad de un scooter práctico en ciudad y perfectamente válido para desplazamientos por carretera. En este sentido la llegada del motor 300 cc. que se incorpora al catálogo de todo el grupo Piaggio -realmente 278 cc.- es una excelente noticia, ya que aporta algo más de potencia que el 250 precedente (22,4 CV) pero sobretodo un par más rotundo y disponible desde un régimen sensiblemente más bajo: 23,8 Nm a 5.750 rpm. Esto supondrá más “alegría” en ciudad por su mayor facilidad para acelerar y al mismo tiempo mejor suavidad, gracias a la inyección electrónica reprogramada.

Con 17 litros de depósito, buena protección y capacidad de carga, así como un equipo de frenos integral y un bastidor muy eficaces y agradables, la Aprilia Atlantic 300 puede ser una fiel compañera para quienes tienen que realizar diariamente desplazamientos interurbanos.