Peugeot tiene en este rueda alta su vehículo súper ventas, al menos en España, donde de forma recurrente y desde hace años figura entre los más vendidos mensualmente. No está demás recordar que nuestro mercado está dominado actualmente y desde hace tiempo por modelos de 125 que suelen copar las diez primeras posiciones. Esto deja claro que la convalidación del carnet B de coche con más de tres años de experiencia fue una medida exitosa que se impantó a mediados de la década de los dos mil; incluso aunque fuese a costa de cargarse el ciclomotor al elevar la edad de acceso hasta los 15 años. Pero eso es otra historia...

La que nos ocupa se desarrolla en Roma, la cuna de nuestra civilización y una ciudad donde los scooters son los amos y señores de sus frenéticas calles, muchas de ellas adoquinadas o en un estado mejorable que requieren vehículos rápidos y aguerridos. Así que el nuevo Peugeot Tweet tenía por delante un bonito desafío para demostrar sus aptitudes.

Antes de lanzarnos al tráfico romano tuvimos una charla donde nos explicaron la evolución más importante desde que este vehículo fue lanzado en 2010. Era un modelo fabricado por la marca taiwanesa SYM para Peugeot Motocycles y esta nueva generación también la produce esta importante firma que es una de las más relevantes en material de scooters de baja y media cilindrada. Por cierto, aunque la prueba iba a ser con el 125, Peugeot también lo lanza con una motorización de 50 cc para la licencia de ciclomotor que es idéntica salvo en el motor.

Más refinamiento y estilo

No hacía mucha falta que nos comentasen lo que más llama la atención: su nuevo diseño. Es una ruptura total con el modelo precedente y ahora apuesta por una estética asociada a Peugeot con mucha más claridad gracias a detalles como las firmas luminosas delantera y tresera que simulan la garra del León y que ya hemos visto en vehículos como el Pulsion 125 o el Metropolis 400. Los trazos de su carrocería son muy rectos definiendo una silueta típica de rueda alta desde un punto de vista muy original y moderno. Toda la iluminación pasa a ser mediante diodos LED.

Otro detalle que llama la atención es la nueva instrumentación LCD, un display digital vistoso donde incluso tenemos un ordenador de a bordo, detalle poco extendido en la categoría de 125 cc cuando nos movemos en un umbral de precio tan económico como en el que se integra el Peugeot Tweet. Y demás se puede navegar entre los diferentes parámetros gracias a unos botones en la piña derecha. También cuenta con una toma USB en la guantera con llave, donde hay espacio para un teléfono de última generación y además cuenta con una pequeña ranura para podert sacar el cable y llevarlo en un soporte de móvil mientras se carga y nos muestra el camino a seguir.

A pesar de ser como decía un scooter de gama baja en cuanto a precio, lo cierto es que tanto los materiales, como los ajustes y estos detalles que comento, transmiten una sensación de scooter de cierta calidad que se ve cuidado.

El motor y la parte ciclo con súper sencillos pero competentes y muy probados, y en estos aspectos no ha habido modificación alguna. Frenada combinada y motor de dos válvulas refrigerado por aire con una potencia de entre 11 y 12 CV; suficiente para mover un conjunto muy ligero de solo 106 kg de peso. Y las llantas de 16 pulgadas junto a la plataforma plana terminan de definir un cóctel urbanita a más no poder.

Por cierto, bajo el asiento también continúa todo igual: no hay espacio para un casco integral, aunque sí se puede alojar un jet grande. Para hacerlo totalmente servicial es un scooter que pide a gritos un baúl trasero. Como curiosidad, bajo el asiento hay un corta corrientes para evitar que alguien pueda arrancarlo forzando la cerradura de encendido.

Gladiador urbano

Y comenzó nuestro recorrido que salía desde el corazón de Roma y que nos llevaría por toda su parte monumental, un trayecto un poco caótico por el denso tráfico que reina en la capital italiana. El Peugeot Tweet 125 se mostró muy resuelto desde el primer momento gracias a su facilidad para driblar y colarse por cualquier hueco para poder avanzar entre coches. Es estrecho, ligero y con un excelente radio de giro, por lo tanto muy fácil de guiar.

El motor acompaña muy bien al moverlo con soltura desde el primer golpe de gas. Se muestra enérgico teniendo en cuenta su potencia y con un tacto bien afinado en cuanto a respuesta del acelerador y las vibraciones que apenas transmite. Es discreto también en cuanto a rumorosidad. Y el consumo anunciado es muy comedido, en torno a los 2,5 litros, por lo que se trata de una mecánica sencilla pero muy apropiada para un modelo tan orientado a un intenso uso diario. Y combinado con su depósito de combustible de 

Me gustó mucho como se desliza por el tráfico con viveza apoyado en un equipo de suspensiones simple pero que a pesar de ello cumplía con mucha corrección en la parte adoquinada de la ciudad, beneficiándose de esas grandes llantas de 16 pulgadas que ayudan en el filtrado de las irregularidades.

Se puede aplicar lo mismo a los frenos, hacen su trabajo sin problema y el sistema combinado está bien calibrado a la hora de repartir la fuerza.

La postura de conducción es la típica que dibuja un ángulo perfecto de 90º para las piernas y con las manos que tienen muy cerca el manillar y la espalda más bien recta. Y a mi me sobraba mucho espacio desde las rodillas al contraescudo por lo que incluso las tallas más altas, aunque no con tanta holgura (mido 1'66 m), pueden sentirse a gusto a los mandos. El espacio para los pies no es muy amplio ya que estamos en un conjunto que entre ejes mide solo 1.330 mm, pero tenemos espacio suficiente y dispone de un gancho para poder transportar algo gracias a la plataforma plana. Además hay una plaza trasera bien planteada con una buena estructura de parrilla-agarradera y estriberas desplegables para fijar bien la posición y no molestar a la persona que conduce.

No salimos de la ciudad y eso no me permitió explotar sus límites máximos a la hora de abordar trayectos periféricos, pero intuyo con con un desarrollo muy enfocado a ciudad seguramente estará en torno a unos 95 km/h reales. De todos modos es un scooter que por propio concepto que carece de pantalla parabrisas, está más enfocado a circular por los núcleos urbanos que por vías rápidas.

Las llantas de 16 pulgadas resultan una solución muy interesante de la ciudad y por eso este tipo de scooters son los proferidos por mucha gente para moverse a diario. Modelos tan populares como el Honda SH125, el Kymco Agility City 125 o el Piaggio Liberty 125 lo evidencian. El Peugeot Tweet 125 se muestra ágil y estable como mandan los cánones de la receta “rueda alta”. Y además llega con un diseño que lo desmarca mucho del resto de la competencia.

Precio y valoración

Peugeot ha apostado fuerte en la renovación de su Tweet 50/125, ya que actualizar un modelo tan importante en su facturación europea siempre entraña un riesgo. Y es cierto que ha subido un poco de precio (+170 €) pero también ha elevado el listón en tecnología y diseño, incluso diría que la calidad del producto es mayor pero es una sensación más que una certeza. Y eso ya hablar bien del nuevo planteamiento que establece el precio en 2.695 € para la versión estándar que se comercializa en blanco, azul y negro. Mientras que hay otra que cuesta 150 € más que se denomina GT y aporta una pequeña, muy pequeña, cúpula ahumada así como una decoración denominada Graphite Grey que combina un moderno gris de carrecería con detalles naranjas y una decoración de llantas diferente.

Es una cifra por que sigue siendo muy razonable aunque en este segmento de mercado el cliente se mueve mucho por el ajuste máximo del precio. Y en ese sentido pierde atractivo ligeramente pero a costa de ser un producto mejor en cuanto a imagen e igual en lo referente a comportamiento y capacidades. Cierto es que el hueco bajo el asiento no es muy grande y casi obliga a dotarlo de un baúl pero es algo que le sucede también a sus rivales directos, por lo que no se puede considerar una laguna aunque lo sea.

Peugeot Tweet 125 2023

Precio: 2695 € | Peso: 106 kg | Potencia: 11.5 cv | Motor: 125 cm³

El hecho de contar con una pantalla de instrumentación tan completa es un interesante elemento diferencial que puede ser apreciado por esas personas que no desean gastar mucho en un vehículo para huir de los atascos pero sí quieren tener un producto de cierto refinamiento. Y hay mucha gente así, por lo que Peugeot puede haber hecho un interesante movimiento con nuevo Tweet. El tiempo lo dirá pero le auguro un futuro tan bueno como el presente que tenía. !Arrivederci!