La batería es un elemento básico para disfrutar de la moto porque se encarga de darle vida al motor. Por eso debe funcionar a la perfección, pero es necesaria una mínima atención como la que te detallamos a continuación.

-    Si no vas a usar la moto un tiempo desconecta al menos la batería aunque lo mejor es desmontarla y realizar cargas de vez en cuando. Por ejemplo cada dos o tres meses para evitar una descarga completa que reduzca mucho su duración.
-    Si la moto está parada durante un largo período y no la desconectamos, la batería se sulfatará y nos veremos obligados a cambiarla porque no aceptará una recarga.
-    Podemos comprobar la batería con un voltímetro y nos debe indicar 12,8 V o más. Si está por debajo de 12,3 V debemos volver a cargarla quizás con un cargador más apropiado. Si no logramos que recargue por encima de 12 lo mejor es a una tienda para comprar una nueva, antes de que nos de un disgusto seguro.
-    Debe mantenerse limpia la unión entre los bornes y los conectores de la instalación eléctrica. Esto hace que funcione el arranque correctamente y no pierda eficacia el sistema eléctrico.
-    Para hacerlo es importante tener claro lo siguiente a la hora de desconectarlos para evitar que salten chispas: se desconecta primero el cable negativo, el negro, y luego el positivo, es decir el rojo. Para volver a conectarlos haremos la maniobra inversa: primero el cable rojo y luego el cable negro. Una vez conectados es importante recubrir los bornes con vaselina para protegerlos.


Cuidar la batería empieza por una actitud correcta a la hora de realizar las rutinas habituales de montar en moto:baterias


-    No girar la llave hasta la posición de contacto hasta que se vaya a arrancar, para evitar un consumo innecesario de la batería. Por ejemplo, al maniobrar en parado para aparcar o desaparcar la moto a pié basta con girar la llave a la posición de desbloqueo, no hay porqué ver encendidas todas las lucecitas del cuadro ni tener conectada la luz de cruce como sucede por defecto en las motos actuales, ya que esto último consume mucha energía si el motor no está en marcha.
-    Del mismo modo al parar el motor conviene pasar cuanto antes la llave a la posición de apagado para que la batería no gaste carga alimentando el sistema eléctrico y las luces innecesariamente.
-    Si tu moto lo permite, apaga las luces siempre que la pares y arranca el motor siempre con ellas apagadas. Se nota una gran diferencia en la fuerza del motor de arranque entre tener las luces consumiendo carga o tenerlas apagadas.

También debemos saber varias cosas:

Hay baterías con y sin mantenimiento, cada una con sus peculiaridades. Actualmente las más habituales ya son las baterías sin mantenimiento. Sus cuida_tu_bateriavasos no necesitan rellenarse y el mantenimiento se reduce a la comprobación del estado y la limpieza de los bornes.

Cuentan con muchas ventajas y son especialmente recomendables para motos de gran cilindrada: se pueden montar en cualquier posición, a diferencia de las otras que sólo se pueden instalar en vertical para que no se derrame el líquido de los vasos. Hay dos tipos:

-    De gel: digamos que son la gama alta de las baterías y ya están selladas de fábrica. Son ideales para motos con varios extras como puños calefactables, alarma u otros gadgets electrónicos. Se descargan dos a tres veces más lentamente que una convencional.
-   Secas: debemos rellenar sus vasos antes de empezar a utilizarlas y una vez cerradas, ya no se pueden volver a abrir. Son de larga duración y muy recomendables para zonas donde son habituales las bajas temperaturas.

En cambio las que necesitan mantenimiento, aparte de durar menos tiempo, requieren manipulación y debemos tener mucho cuidado para evitar derramar el ácido, que es muy corrosivo. Hemos de mantener el líquido de los vasos comprando agua destilada, nunca hacerlo con agua del grifo porque contiene minerales que pueden arruinar la batería.

¿Cómo notar que la batería empieza a fallar?


Puesta en marcha:
El motor de arranque no funciona con la energía habitual.
Luces: La luz principal pierde intensidad al conectar por ejemplo la luz de freno, o la gana si das un acelerón.
En algunas motos también puede pasar que se enciendan chivatos sin motivo: antes de nada comprueba que los bornes están bien atornillados y hacen buen contacto.


Si notas estos síntomas y sientes que la moto arranca “de milagro”… intenta aparcarla en pendiente por si toca empujar para arrancarla. Recuerda que para arrancar una moto de marchas debes dejarla caer en punto muerto y con la llave en posición de encendido, meter segunda cuando tenga un poco de velocidad y soltar el embrague de golpe para que el motor empiece a girar, dando gas ligeramente para que no se pare pero con cuidado de no pasarte porque puedes ahogarla, no obstante ten en cuenta que en las motos con inyección no suele ser necesario dar gas. Otra cosa son los scooters y los cambios automáticos. Como no tengan palanca de arranque será difícil ponerlas en marcha sin solucionar el problema de la batería.