Seguro scooter 250cc. en Motofichas desde 75€ ¡Compruébalo!


Hay scooters refinados dotados de tecnologías recién salidas del horno, con acabados y detalles de diseño refinado, componentes de calidad y sobretodo la garantía de una marca prestigiosa detrás de todo ello, pero por otro cada vez se extienden los scooters cuya marca no suena de nada, con tecnología que está ya obsoleta en las primeras marcas y terminaciones que  simple vista se advierte que resultan toscas y descuidadas. Si no hubiera más diferencias que estas la decisión sería incuestionable sin ningún género de dudas, pero concurre un factor determinante, y más en el desastroso contexto económico que vivimos en España: el precio.

Cada vez ganamos menos, pagamos más impuestos y tenemos peores expectativas acerca de lo que se nos viene encima. Así las cosas, puede que no sea buena idea darse “el capricho“ de comprar un scooter de calidad y bonito diseño cuando hay otras opciones que cuestan prácticamente la mitad y cuyo desempeño diario va a ser realmente el mismo.

Esta es la tesitura en la que se encuentra el Goes 250 Max que hemos probado. Hay una versión de 125 cc, pero en esta cilindrada de 250 actualmente se disputa el mercado con pocos contendientes.goes-250-max_p3 Es normal, ya que las ventas de los scooters que pueden conducirse con carné de coche son sustancialmente más atractivas para los pequeños importadores que sustentan las estructuras de venta de este tipo de productos orientales, pero en el caso de Goes detrás está Jets Marivent, una empresa “de toda la vida”, con una estructura consolidada y muy profesional que se encarga de respaldar sus productos con un servicio prácticamente de marca grande.

Vayamos al grano. Lo primero que llama la atención al tomar contacto visual con el Goes 250 Max es su estética y tamaño, de auténtico maxi-scooter, con un asiento de conductor muy bajo para facilitar la maniobrabilidad y un asiento para el pasajero notablemente elevado, que permite espacio debajo de él para muchas cosas como luego veremos. La doble óptica frontal otorga una imagen moderna y elegante al conjunto, lo mismo que el manillar de tubo cromado, frente al que se encuentra una instrumentación llamativa que informa de la velocidad en dos formatos: mediante escala circular y con marcador digital; también ofrece nivel de gasolina, temperatura del agua, hora y total de kilómetros, echándose en falta un cuentakilómetros parcial. En la zaga, una generosa óptica va de lado a lado, con luces LED, todo un detalle y por encima de ella un estilizado spoiler pintado en el color de la carrocería y que sirve de asidero para el pasajero.

Al ponerla en marcha hay que tener en cuenta que dispone de carburador convencional, lo que obliga a estrangular la entrada de aire mediante el típico gatillo para arrancar en frío, pero incluso después de varios días parada y en una fría mañana madrileña se puso en marcha casi de inmediato al pulsar el botón que acciona el motor de arranque. goes-250-max_p2Acomodados sobre su asiento se agradece el mullido y la comodidad, y cuando realizamos los primeros movimientos para ponernos en acción advertimos también que el Goes 250 Max es un maxi-scooter realmente ágil y fácil de maniobrar en parado. El monocilíndrico de cuatro tiempos refrigerado por agua (su hermano de 125cc. está refrigerado por aire) tiene el sonido típico de este tipo de motores y vibra algo más de la cuenta. La potencia oficial es de 21 caballos a 7.000 rpm y el par máximo de 18,1 Nm a 6.000 rpm, pero al acelerar desde el primer momento percibimos que las prestaciones no van a ser un problema que amedrante a los usuarios menos familiarizados con la potencia. Acelera con suavidad, recupera con cierta pereza y anuncia una velocidad máxima de 130 km/h que durante la prueba no fuimos capaces de alcanzar. En cualquier caso las prestaciones son mejores que las de un scooter de 125cc., lo que justifica su atractivo para quienes posean carné de moto.

Las suspensiones son muy suaves y cómodas pero quizá por ello también algo imprecisas en curvas de carretera. En Jets Marivent, pendientes por mejorar sus productos, nos comentaron que aplicando un poco más de precarga a los muelles de la suspensión trasera se mejora bastante esta sensación. En cuanto a los frenos sin embargo se agradece el buen tacto y una potencia de detención suficiente gracias a los discos de freno con pinzas de dos pistones en ambas ruedas. Buscando los límites dinámicos podemos llegar a rozar con el caballete si inclinando en curvas cerradas, pero sin sensación de que pueda resultar peligroso.

Uno de los aspectos más cuidados del Goes Max es la capacidad de carga, algo esencial para el usuario. Bajo su asiento hay hueco para dos cascos integrales y además cuenta con una bandeja en la que  caben los guantes, el antirrobo de freno y alguna cosa más, aunque como pega cabe destacar que no está tapizado ni perfectamente aislado del agua. También, a ambos lados de la instrumentación, hay dos guanteras con tapa.


>Ficha técnica y precio Goes 250 Max


Todos los scooters de 250cc.

Por último hay que valorar el precio: 2.495 euros son menos de lo que cuestan maxi-scooters con la mitad de cilindrada de marcas que tampoco son de primera línea, como Kymco, Sym o Daelim, aunque hay que dejar claro que los acabados y tecnología de estas tres marcas que citamos están claramente por encima de lo que ofrece nuestra protagonista. No obstante, si lo que vamos es al precio, lo que ofrece esta Goes 250 Max es imbatible. Como puedes comprobar en nuestra base de datos si buscas scooters de 250cc. los encontrarás de auténtico lujo como el Honda Forza que cuesta más de 6.000€ y ofrece unos acabados y calidad intachables, o sin ir tan lejos -pero casi- un Yamaha X-Max, cuya versión más económica ronda ya los 5.000€. Algo por debajo están el Kymco Super Dink 300i, por menos de 4.000€, el Sym Joymax 300i con un precio muy similar, o sólo ligeramente más económico el Daelim S3 250 FI Advance. Lo cierto es que si te suena de algo la apariencia del 250 Max no es extraño, ya que tiene un gran parecido con el Suzuki Burgman 400. Sin embargo Suzuki no tiene modelos de 250cc. y lo más cercano sería el Burgman 200, cuya carrocería es más pequeña, no tan “maxi”.

Maxi-scooters baratos de 250cc
goes-250-max_p1Como hemos dicho todos estos son notablemente más refinados que el Goes, pero si buscamos entre su competencia directa enontramos por ejemplo el nuevo Keeway Silverblade 250, que tiene unos acabados de mayor calidad, más equipamiento y un diseño mucho más elaborado pero cuesta 500 euros más, el Linhai Mainstreet 300, quizá el más equiparable en cuanto a calidad general y que no obstante cuesta unos 300 euros más o el MTR XR 250, en la misma línea de precio y acabados que el Linhai. Por citar más scooters baratos de 250cc. no debemos olvidarnos el TGB X-Motion 250, cuyo nivel de calidad y funcionamiento está claramente por encima del Goes.

Estamos por tanto ante el scooter 250 más barato y por ello no debemos esperar de él las prestaciones de los mejores, pero teniendo en cuenta el imbatible precio posiblemente se trate de la opción más recomendable entre sus congéneres de gama baja.